Más ciencia sin seso

images (5)

Realmente la necesidad del hombre por vivir eternamente raya en la locura, las inversiones de dinero para estudiar la posibilidad de almacenar tu cerebro para que puedan revivirte en el futuro son increíbles, dinero que fácilmente se pudiera invertir en solucionar el cambio climático que estamos generando, si no cuidas el planeta no existirá mundo para que puedas vivir.

Aunque grandes corporaciones hablan de que en 30 años tendrán la tecnología y te invitan a pagar una suma importante de dinero para preservar tu cerebro en hidrógeno líquido, quiero que sepa que eso todavía no es posible, no me refiero a que no puedan descongelar un cerebro en el futuro, sino que las técnicas de conservación actuales no son suficientes para que pueda ser preservado en un cien por ciento, ya que mediante el proceso de almacenamiento se daña gran parte de su corteza, en especial si se considera que cuando lo retiran del cuerpo es porque tú ya está muerto.

El proceso es mucho más complejo de lo que parece, ya que no se trata sólo de descongelar un cerebro, sino también recuperar tus recuerdos y personalidad. Pero eso no es todo, en el 2014 un investigador fue capaz de someterse a una operación de más de 11 horas para colocarse electrodos en su cerebro, despertándose de ella sin poder si quiera articular palabras, muchos descubrimientos están a la vuelta de la esquina, pero deben ser analizados con una investigación seria, respetuosa para el resto de los seres humanos que esperamos resultados que mejoren nuestra calidad de vida.

Tanto potencial y dinero que puede ser aprovechado de una forma más productiva, incluso invirtiendo en curas para las enfermedades, vacunas, entre otras cosas, que alargarían nuestro promedio de vida, pero preferimos apuntar a una ciencia sin seso, que además no va a estar nunca al alcance de todos.